Acto reivindicativo por la conservación del Palacio de los Condes de Buendía en Dueñás (Palencia). 

Ayer colaboramos con la Asociación de Amigos del Patrimonio de Dueñas en un acto reivindicativo en el que pediamos la conservación del Palacio de los Condes de Buendía de dicha localidad. 

 

En primer lugar, ofrecimos una charla informativa en el Aula Fray Luis en la que pusimos de relieve el valor histórico e importancia de este monumento e hicimos un repaso de los últimos años que han derivado en la crítica situación actual, reivindicando la necesidad de una urgente e inaplazable intervención para evitar su completa desaparición, pudiéndose todavía salvar los restos que aún se mantienen en pie: en especial el Patio de Armas, que precisamente encierra el mayor valor artístico de este edificio originario del siglo XV.

 

A continuación, el Ayuntamiento explicó a los vecinos el Convenio Urbanístico firmado con su dueño, el presidente del Grupo Siro, Juan Manuel González Serna, dentro del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), aprobado definitivamente la semana pasada tras años de elaboración. Este Convenio, aunque con claras deficiencias, que ya defendimos a la hora de presentar unas alegaciones que fueron desestimadas, tiene como objetivo intentar dar una salida a esta situación a través del cambio de uso de “equipamiento privado” a “residencial”, que permitiría la construcción de viviendas respetando siempre la protección estructural de la que goza el inmueble. A cambio, se cedería el Patio de Armas para su utilización como espacio o plaza pública. La actuación se llevaría a cabo en un plan de etapas, estipulado también en dicho Convenio, y estaría sometido siempre a la aprobación de la Delegación de Patrimonio de Palencia.

 

Por último, finalizamos esta actividad con un acto simbólico frente a las ruinas del propio palacio en la Plaza de España con una pancarta bajo el lema: “El Palacio es Patrimonio de Dueñas, no lo dejemos perder”. Arropados por todos los vecinos que nos quisieron acompañar, muestra de que la preocupación por este vestigio patrimonial tan importante para la Historia de Dueñas es una realidad palpable, leímos una serie de textos aparecidos en prensa y diferentes publicaciones que venían a remarcar también el valor del Palacio y su lamentable situación, a la vez que los vecinos portaban velas encendidas que representaban la “muerte” simbólica del Palacio.

 

Con este acto queríamos transmitir a las diferentes instituciones y organismos responsables la preocupación existente, enfatizando que todos tenemos parte de culpa en esta situación, tanto el dueño como las instituciones competentes en la vigilancia de la conservación de nuestros bienes patrimoniales. Creemos que es hora de actuar, antes de que sea demasiado tarde y el daño sea irreversible, obligando a cumplir este último convenio, última oportunidad para salvar este importante vestigio de nuestra Historia.

 

http://www.amigosdelpatrimoniodeduenas.org/